El palé de plástico resulta la mejor solución para el transporte de alimentos

El palet de madera continúa siendo el palé más extendido y utilizado para el transporte de mercancías. Sin embargo, en los últimos años se han generado grandes mejoras de los palés de plástico y, hoy en día, resultan la mejor solución para el transporte de alimentos gracias a sus características.

Ya se han vuelto imprescindibles en muchos sectores, como el agroalimentario. Estos ofrecen multitud de ventajas que frente al resto de palés creados con otros materiales, como los palés de madera. Recientemente, estos últimos se han denunciado por los problemas sanitarios que pueden generar a los alimentos si este material se contamina.

El objetivo de este artículo es explicar las ventajas que tiene el uso de los palés de plástico y acabar con la desinformación que se tiene acerca del plástico reciclado

Por qué comprar palés de plástico

Los palés de plástico son una alternativa sostenible a los palets de madera. Generalmente, las empresas acaban eligiendo la madera por su económico coste, sin embargo, no se tiene en cuenta todos los costes adicionales que con el tiempo pueden generar.

Son muchas las ventajas que proporciona el plástico frente a la madera para el transporte de mercancías pero destacan que los palés de plástico garantizan una mayor ventilación, higiene y seguridad, características imprescindibles si el producto a distribuir pertenece al sector agroalimentario.

Principales características

La higiene en el palé de plástico

Al contrario que ocurre con los palés de madera, los palés de plástico se pueden limpiar fácilmente con vapor o mediante el uso de productos químicos y antibacterianos.

Es fácil que, con el tiempo, la madera acumule parásitos y bacterias. Este un material que absorbe fácilmente la humedad y se contamina con facilidad, resultando peligrosos para determinados usos. Es por ello por lo que el plástico se recomienda para entornos de trabajo donde la higiene es muy importante, como el sector agroalimentario.

Son más ligeros

Un palé de plástico tiene un peso de aproximadamente la mitad que uno de las mismas características fabricado en madera. Esto, además de facilitar las tareas durante la cadena de distribución, permiten reducir en gran medida los costes logísticos porque se puede enviar más cantidad de producto.

Tradepallet es el palé de plástico más ligero del mercado. Tiene un peso de solamente 2,9kg.

Son más duraderos

La madera no soporta determinadas condiciones climáticas y es un material que absorbe la humedad con mucha facilidad. Esto provoca que con el uso, la madera pueda infectarse y estropearse con facilidad. El plástico, que se puede limpiar con facilidad, permite que estos palés tengan una duración de vida útil de hasta diez años.

Son más seguros

Además de ser más seguros por su peso ligero, tampoco presentan ni astillas ni clavos, lo que disminuye el riesgo de daños de manipulación o al producto transportado.

La madera está considerada como uno de los embalajes más sostenibles y es adecuada para el transporte de alimentos, siempre y cuando esté en buenas condiciones. En este sentido, recientemente se ha denunciado el transporte de los alimentos en los palés de madera por los problemas sanitarios que puedan provocar.

Este material puede producir contaminación cruzada de alimentos porque absorbe la humedad con facilidad y el plástico es un material fácilmente lavable y desinfectado.

Se pueden reciclar

Al igual que la madera, el plástico es un material 100% reciclable, reutilizable y respetuoso con el medio ambiente. El plástico genera residuos cuando no se hace una buena gestión de su ciclo de vida.

El palé de plástico reciclado como alternativa sostenible

conjunto de contenedores

El plástico tiene un problema. Y es que un mal uso de su ciclo de vida, junto con su larga vida útil, crea desechos y contamina. Esto es lo que todos conocemos del plástico, sin embargo, lo que realmente está llevando al planeta a una situación insostenible es el actual modelo de producción y gestión de bienes, recursos y servicios.

Es por ello por lo que existe una enorme desinformación acerca de este material. Resulta necesario concienciar a la población de su reciclado para gestionar correctamente los residuos que genera un mal uso de este material.

La Economía Circular pretende acabar con los residuos

Ante este fuerte problema de contaminación, han ido surgiendo nuevas tendencias de sostenibilidad y reciclaje para que este material no acabe como un desecho más en el medio ambiente.

Estas tendencias hacen referencia a la Economía Circular, que tiene como principal objetivo alargar la vida de los productos. También la vida de los materiales y recursos naturales se optimizan para disminuir la cantidad de residuos.

El plástico es un material 100% reciclable y su uso permite obtener materiales y productos innovadores con un alto valor añadido. Todavía son pocas las empresas que apuestan por este material, pero las que ya lo han hecho, como Tradepallet, han conseguido presentar productos duraderos y de gran calidad.

Reducir, reciclar y reutilizar es trabajo de todos. El plástico es un material que cumple las tres erres de ecología, por lo que usar plástico reciclado en la cadena de distribución beneficiará tanto a la empresa como al medioambiente.

Tradepallet es un palet de polipropileno 100% reciclado con una vida útil de hasta 10 años y un precio muy competitivo. Cuando la industria considera que es necesario retirarlo, nuestra empresa se encarga de convertir estos desechos en un nuevo recurso. De esta forma alargamos la vida de este material, disminuyendo la cantidad de residuos. el efecto es notable reduciendo el impacto al medio ambiente.

palé de plástico

2 respuesta a “El palé de plástico resulta la mejor solución para el transporte de alimentos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *